La CPSPTF refuerza medidas por la pandemia de coronavirus

Las carteras de cultura del gobierno provincial y la municipalidad de Ushuaia se reunieron para encaminar acciones conjuntas
12 de marzo de 2020
Castillo abordó con integrantes de la FENAT la situación de los barrios que están en proceso de regularización
13 de marzo de 2020

A raíz de las medidas de precaución dictadas por el Ministerio de Salud de la Nación en relación al Coronavirus, la Caja de Previsión Social de Tierra del Fuego recomienda a sus beneficiarios utilizar las vías de atención no presencial, teniendo en cuenta que la tercera edad es el principal grupo de riesgo.

Actualmente la Caja cuenta con distintas metodologías para efectuar los trámites de manera no presencial por los siguientes medios:

PÁGINA WEB:  www.cpsptf.gob.ar

RECIBO DE HABERES (solo para beneficiarios de la CPSPTF): desde la sección AUTOCONSULTA en la página de inicio podrá descargar el recibo de haberes, ingresando el DNI y CLAVE DE AUTOCONSULTA (la misma puede ser gestionada desde el correo electrónico [email protected])

CONSULTAR EL ESTADO DE LA SUPERVIVENCIA: la persona deberá hacer click la opción “SUPERVIVENCIA”, presionar las teclas “Ctrl “y la letra “F” simultáneamente, se abrirá un cuadro de diálogo en donde deberá ingresar su DNI para poder ver el estado actual de la supervivencia.

TARJETA DE DÉBITO DEL BTF

RECIBO DE HABERES: Ingresar en el Cajero Automático con la clave personal, seleccionar la opción CONSULTA/ SOLICITUDES, escoger la opción IMPRESIÓN DE COMPROBANTES y finalmente seleccionar COMPROBANTE PREVISIONAL
ACREDITACIÓN DE SUPERVIVENCIA: mediante compra con tarjeta de débito del BTF en cualquier comercio del país.

Asimismo la Caja recuerda que sus vías de comunicación habilitadas para consultas son:

Telefónica: 02901-433617 int. 101 o int.102

Whatsapp (solo mensajes): 2901649285

Correo electrónico: [email protected]

Facebook: Caja de Previsión Social TDF

Twitter: @cpsptf

Es importante destacar que CPSPTF se encuentra actualmente trabajando en ampliar las vías de comunicación no presencial contemplando la particularidad de la situación para evitar el riesgo de contagio y poder continuar atendiendo las necesidades de sus beneficiarios.