El Programa “Precios de Barrio” llegó a Tolhuin. Bertone: “Queremos que nuestros vecinos tengan la posibilidad de comprar más barato”

La Gobernadora participó de la ceremonia de entronización de la Virgen Stella Maris
10 de diciembre de 2016
Bertone confirmó que la Ley 19.640 se mantiene hasta el 2023
13 de diciembre de 2016

La gobernadora Rosana Bertone y el secretario de Comercio, Javier Calisaya, estuvieron presentes este sábado en el local comercial «El Sanjua» de la localidad de Tolhuin, donde se realizó la venta de bolsones económicos de frutas y verduras en el marco del Programa “Precios de Barrio” que lleva adelante el Gobierno provincial, a través de la Secretaría de Comercio.

La Gobernadora admitió que «cuando comenzamos con este Programa no sabíamos que expectativas íbamos a tener» recordando que «empezamos con los productos alimenticios no perecederos firmando un acuerdo con el supermercado La Anónima» y que luego » en Río Grande, con la Cámara de Comercio y los almaceneros que están organizados y nucleados, pudimos incluir a las frutas y verduras».

En tal sentido, la Mandataria indico que a partir de dicha iniciativa, la Cámara de Comercio de Tolhuin, junto a la Secretaría de Comercio acordaron replicar la experiencia en la localidad mediterránea, ya que “era un reclamo que teníamos de la gente de Tolhuin porque no es común que lleguen frutas y verduras de tan buena calidad».

Bertone destacó también que «en Ushuaia nos fue muy bien en esta segunda experiencia y contamos con el apoyo de la ministra de Desarrollo Social, Paula Gargiulo, y todo su equipo”.

“Todo esto es resultado de un trabajo en conjunto entre el Gobierno y los comerciantes,  tratando de que nuestros vecinos tengan la posibilidad de comprar productos más baratos y de buena calidad” sostuvo la Mandataria.

Bertone se mostró agradecida con todos los comerciantes que se sumaron a la iniciativa y valoró el trabajo realizado porque “no es fácil traer sin intermediarios la fruta y la verdura porque hay que hacer una tarea muy fuerte para verificar la calidad de los productos. Esto era una opción más a lo que la ciudadanía está acostumbrada, porque queremos que la gente vuelva a los locales de los barrios y mire los precios”.